domingo, 4 de abril de 2010

Arte y Emoción en Almadén: "El coso del Mercurio resucita sus orígenes solidarios"


Informa: Patricia Rodríguez

Fotos: San García // Vero Morales

La plaza de toros de Almadén (Ciudad Real) resucitó los orígenes solidarios por los que fue construida en 1752 de la mano del grupo Arte y Emoción. Si entonces la finalidad fue la de obtener fondos para crear un Hospital de Mineros, ayer sábado, 3 de abril, lo fue a beneficio de los damnificados por el terremoto de Haití.

Seis recortadores llenaron de sentimiento el único coso hexagonal del mundo en un espectáculo que tuvo lugar en la víspera del domingo de Resurrección. Ataviados con el traje goyesco, Javier González “Viza”, Fran Mesas, Rubén Lozano, Cristian Serra “Shin Chan”, Cristo e Isaac Álvarez impresionaron al respetable con escenas sacadas de los grabados de la tauromaquia de Goya.

Rubén Lozano abrió el turno de recortes a la primera vaca de la mañana, marcada con el hierro de Sánchez Cajo, que propició una interminable serie de rondas, donde destacaron las suertes del quiebro y el recorte en sus diferentes variantes, y a las que puso el remate “Viza” con un meritorio salto a pies juntos.

Buenas cualidades demostró el segundo animal de la misma ganadería al que Fran Mesas recibió a porta gayola con la garrocha y despidió con el número de la sabaeta. Fue con esta vaca cuando los seis toreros a cuerpo limpio demostraron al númeroso público que llenaba el coso del Mercurio su habilidad para los saltos, tanto de forma individual como encadenados.

Tras el concurso de recortes infantil y ya con la ropa de trabajo, y no precisamente del de minero, Arte y Emoción se midieron al tercer ejemplar de la soleada mañana que, aunque no fue tan colaborador como sus hermanos, sí les permitió el lucimiento con volantines como los de “Shin Chan” y “Cristo”.

Por último, y a pesar de las dificultades que les puso la cuarta vaca, los recortadores se la jugaron con varias series de saltos encadenados con los que pusieron el colofón al espectáculo del sábado de Gloria, en el que cabe destacar la exitosa confirmación del debut de Isaac Álvarez con la formación. A posteriori, se jugó un partido de fútbol-vaca con personas del público que tuvo momentos muy divertidos.

Si en los albores de la tauromaquia Almadén consiguió el Hospital Minero, en la actualidad conseguirá ayudar a quienes más lo necesitan con las suertes del festejo popular ejecutadas por Arte y Emoción.

No hay comentarios: